miércoles, 7 de agosto de 2013

La última 'carrera' de Domingo Mora


"Todo me ha pillado de sopetón, me lo dijeron hace tres días"

"Garitano habló con Mora el 10 de julio", dice el club

El ya ex jugador del Leganés Domingo Mora denunció anoche el "despido improcedente" por parte del club pepinero. "Me han tratado muy mal, a mí hasta hace tres días no me comunicaron la decisión de dejar el club. No quiero líos ni juicios, espero que todo se resuelva bien". Así se manifestó el central madrileño en declaraciones a Gol en Butarque. "El Leganés está muy por encima de la familia Moreno", añadió el zaguero de 27 años, a quien no se le caen los anillos por trabajar como taxista para sacar un dinerillo extra.

El club, por su parte, recuerda que Asier Garitano le puso las cosas claras antes de comenzar la pretemporada. "El entrenador le llamó el 10 de julio para decirle que no contaba con él. Le ofrecimos una salida al Barbastro, de la Tercera aragonesa, cobrando lo mismo que en Leganés, y no aceptó", aseguran desde la entidad pepinera. "Mora no tuvo intención de salir en ningún momento, siguió como si nada, entrenando bien y con buena actitud, pero sabiendo que aquí no tenía sitio".

El Leganés ha ofrecido a Mora dos meses de salario como indemnización por la ruptura del contrato (finalizaba en mayo de 2014) y los ha rechazado. De hecho, el ex del Carabanchel denunciará al club por despido improcedente. En este caso será un juez quién dictamine la cantidad que deba recibir el defensa. A fin de cuentas, un montante que rondará el primer ofrecimiento del Leganés. "Ayer no me dejaron entrenar, todo esto me ha pillado de sopetón. No sé porqué quieren acabar con todo lo que huela a Pablo Alfaro", aseveró Mora.

"El míster me dijo que traerían a tres centrales contrastados y que me tenía que ganar el puesto. Yo le dije que 'perfecto', pero me buscaron un equipo en el que perdía dinero y encima me han ofrecido a clubes sin saberlo. Melgar ya es historia y ahí no digo nada. El Leganés, y su maravillosa afición, están por encima de cualquier gestor, se llame como se llame". Desde el club, sorprendidos, insisten en que él mismo llegó a preguntar por una oferta del Puerta Bonita, "siendo consciente" de que no tendría ficha esta temporada.

EL CONTRATO PERMITÍA LA BAJA PARCIAL

Por último, Mora explicó su problema con la Seguridad Social, en el cual habría denunciado una irregularidad que no aparece como tal en su contrato. "Me dieron de baja el 30 de mayo y me han dado de alta el día 1 de agosto ¿Y si me lesiono en la pretemporada?", cuestionó el futbolista. No obstante, Mora tiene firmada una vinculación de parcialidad (lo que dura la temporada) a razón de 10 pagos anuales. Algo así como el convenio escolar, cuyos trabajadores (no funcionarios) cesan su actividad de junio a septiembre.

De hecho, la propia Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) se congratuló por el buen hacer del Leganés, a quien puso como ejemplo para resolver este tipo de conflictos. El jugador, avisado a 10 de julio, no quiso dejar Butarque, creyendo que le serviría como aval el trabajo del pasado curso para convencer al nuevo míster. El club --por su parte-- defiende sus intereses (sin cometer ninguna ilegalidad) encabezados todos ellos por el patrón que marca el nuevo jefe: Asier Garitano. Sea como fuere, Mora dio anoche su última 'carrera' para el Lega.