lunes, 19 de octubre de 2009

El Lega ha perdido cuatro puntos

Foto: C.D. Leganés

El Leganés ha perdido cuatro puntos en sus dos visitas consecutivas al Alcalá y al Vecindario. Da la sensación que podría haber vuelto invicto y muy cerquita del Guadalajara y sin embargo, los de Duque se han dedicado a acrecentar su negra leyenda fuera de casa. El equipo ha alimentado su condición de pobrecillo lejos de Butarque y ha mantenido los problemas defensivos, de concentración y de su juego en sí.

Decían el pasado domingo en Legamania que nos hace falta una defensa nueva como el comer. Los foreros más pasionales cargaban contra el bueno de Gustavo, metían el dedo en la yaga cuando se referían a Negral y no salía mucho mejor parado el goleador Garrido, que bajó su autoestima tras su actución en el Municipal del Val, algo más ajustada a la realidad. El único que pasaba el filtro era Mario, acostumbrado a que regalen sus oidos. A eso se le suma un centro del campo que no termina de encontrar el camino. Zarandona --algo mejor en Gran Canaria-- suspira por la vuelta de Valleros y Casquero no es del agrado de la afición.

Arriba, Nacho hace tiempo que no levanta cabeza, Anibal es pura intención, pero sólo Quini acierta en esto de llevar el balón a las mallas. En fin, el Lega, con lo justo, se mantiene en puestos de 'play-off' pero si quiere ser de verdad un coloso de la categoría (así le llamaba ayer los canarios en la radio) debe cambiar muchas cosas, empezando por enjuagar su espíritu. Este Leganés ya es peor que el de David Gordo, tiene un punto menos, cuatro goles más en contra y dos menos a favor.

5 comentarios:

trenalfuturo dijo...

Acabo de leer tu entrada y me ha sorprendido el último párrafo... ¿No crees precipitado el entrar en la comparación con el "Lega" de David Gordo?

Personalmente nunca me han gustado las comparaciones, aunque sean tan objetivas como la que tu has hecho.

Un abrazo.

David Aguilera dijo...

Hola Víctor!

Quizás tengas razón en que es una comparación un tanto radical, así porque sí. Pero, en cierta parte, me cansa la complacencia de aquellos aficionados que piensan que aunque juguemos mal, estamos bien colocados.

No sé si me explico. El asunto es que el año pasado, a estas alturas, estábamos mejor en los números, pero sobre todo en el campo.

En fin, seguramente sea demasiado exigente para un equipo que ilusiona mucho y que aún está haciéndose, pero como dices en tu blog... algún día nos acordaremos de los dos puntos perdidos en Vecindario.

Un abrazo tio!

Anónimo dijo...

Joder! Eso es ventajismo! Esperar a que el Lega de Gordo fuese mejor que el Lega de Duque para decirlo. Lamentable, amigo David, lamentable

David Aguilera dijo...

Efectivamente, claro que es ventajismo, pero simplemente se trata de hacer una comparación objetiva. Parece que este año todo es mejor en relación al anterior. La estadística está ahí y tú, amigo anónimo, la valoras como quieras.

Lo que es indudable es que el Lega de Gordo era mejor jugando y también en cuestión de puntos.

Un saludo y gracias por tu participación.

David Aguilera dijo...

Se me olvidaba. Lo único que este año está mejor que en la pasada temporada es la labor en el departamento de prensa. Revista, televisión, publicidad, atención, etc...